¿Realmente es bueno que los bebés escuchen música?

on

Hemos escuchado muchas cosas en los últimos años, y una idea que se ah popularizado mucho es que es bueno que los niños escuchen música, incluso algunos padres comienzan desde que el bebe esta dentro del vientre de su madre.

Lo cierto es que la música tiene u efecto terapéutico que es indiscutible, pero la realidad es que mas que tranquilizar a los bebés, la música puede tener otros efectos que pueden ser muy beneficiosos para los bebés y que conviene a todo padre conocerlos.

Desde más temprano, mejor

Debido a que se ha estudiado y se ha demostrado que la música juega un papel importante en el comportamiento de los bebes desde que están en el vientre de sus madres, algunos padres deciden que comenzar con la terapia musical es bueno incluso desde que se enteran que están esperando un bebé.

La realidad es que son estudios confiables los que han revelado esto, y nada cuesta hacerlo, aunque lo mejor es comenzar desde los primeros meses de vida del bebé, y es que mientras más pronto la música forme parte del ser humano, mucho mejor, ya que se relacionara mejor con ella, como es muy importante contratar pronto a los cerrajeros El Raval para la seguridad de una casa.

Y es que según los profesionales de la seguridad, desde que se adquiere un bien, hay que preocuparse por la seguridad del mismo, de manera que es importante llamar a los cerrajeros lo antes posible para poder poner a punto la seguridad de nuestros bienes.

Relajación, diversión, dormir mejor, entre otros

No solo el beneficio es para los bebes, sino para niños de todas las edades, pero es que en general la música puede ayudar a los más pequeños a encontrar la relajación que le puede generar el estar conociendo muchas cosas por primera vez.

Y es que al sentirse tranquilos y relajados con la música, entonces esto favorece el sueño, lo cual es una gran ayuda para los padres que tienen problemas con que sus hijos puedan dormirse, además del hecho de que este sueño es de mayor calidad, es más profundo, porque el bebe o niño, realmente se encuentra tranquilo.

Otro beneficio importante, es que con la música, los niños y bebes se sienten cómodos, puede ayudarles cuando están inquietos o aburridos, además de que esta favorece la creatividad y les ayuda a tener mayor seguridad y también confianza emocional.

El efecto Mozart

La música clásica, como la de Mozart ha sido objeto de estudio en el desarrollo de muchos niños, y se ha llegado a la conclusión que su escucha favorece en gran medida el desarrollo intelectual de los bebés, así como también favorece el aspecto creativo, es por ello que a la hora de elegir la música que deben escuchar los bebés, muchos padres se van por la música clásica.

Pero está comprobado que no solo la música clásica favorece a los niños, sino cualquier música, incluso solo los sonidos deferentes instrumentos de percusión y de campanas.